ELECTROIMANES TRIPOLARES DE POLOS ADAPTABLES A LA CARGA FELEMAMG

07 - FEB - 2006

Para la modernización de los almacenes de COMERCIAL DE LAMINADOS en Zaragoza (PERFILES ARAGÓN), FELEMAMG ha suministrado una instalación equipada con una viga telescópica electrohidraúlica y dos electroimanes tripolares de polos adapatables a la carga tipo FTPM, capaces de manejar paquetes de ancho hasta 660 mm, longitud de hasta 18 m y peso máximo 6 Tm.


Cada vez más, el uso de perfiles estructurales es más frecuente tanto en la industria como en la construcción civil.
Hasta hace poco, el manejo de los paquetes de perfiles se realizaba mediante medios mecánicos (ganchos, cadenas, eslingas, etc.), que ralentizaban los ciclos de carga y descarga enormemente.
FELEMAMG ha diseñado y fabricado para este tipo específico de carga, un electroimán especial tripolar de polos móviles con fijación de posición de los polos centrales que se adapta perfectamente a las diferentes formas de estos perfiles, consiguiendo que la manipulación de paquetes largos y pesados sea fácil y segura. Los electroimanes que utiliza dicho sistema representa una novedad y un gran avance en la manipulación de este tipo de cargas. Por todo esto, FELEMAMG ha solicitado la patente europea de este electroimán que ya está en proceso de consecución.
Para la modernización de los almacenes de COMERCIAL DE LAMINADOS en Zaragoza (PERFILES ARAGON) , FELEMAMG ha suministrado una instalación equipada con dos electroimanes tripolares de polos móviles tipo FTPM, capaces de manejar paquetes de ancho hasta 660 mm y peso máximo 6 Tm.
Por otra parte, para adaptarse a las diferentes longitudes existentes en dichos almacenes (6 a 18 m), los dos electroimanes han sido montados en una viga telescópica electrohidraúlica de fácil manejo, abriéndose y cerrándose en función de la longitud de la carga que se desee manipular.
El conjunto electroimanes más viga se complementa con un equipo eléctrico de alimentación, protección y maniobra dotado de un sistema de emergencia para el caso de corte eléctrico en la red; dicho sistema es alimentado a través de una batería que mantiene la carga suspendida sin riesgo de desprendimiento.
También dispone de sistema de seguridad en el transporte RST, mediante el cual la carga es tomada con el 65% de la fuerza de los electroimanes y elevada del suelo una cierta altura (aprox. 0,5 m). Una vez asegurada la carga con fuerza reducida, se procederá a aplicar la imantación total (100% de la fuerza), para realizar un transporte de la carga en condiciones de seguridad plenas. Si el operario se olvidara de pulsar imantación total, ésta entraría automáticamente antes de proceder al transporte de la carga.
Hoy en día, en almacenes donde se instalen equipos FELEMAMG, basta un solo operario para gestionarlos sin necesidad de otros ayudantes para pasar cadenas, eslingas, ganchos, etc.
Por otra parte, no es necesario dejar espacios libres entre pilares, paredes o entre zonas de apilado que permitan al operario tener libertad de movimiento para amarrar los paquetes. Además, se puede apilar en toda la altura disponible en el almacén.